Área olvidada, desapercibida, perdida. Oculta para todos que miran, pero no ven, oyen pero no escuchan. Zona atómica donde las partículas musicales y de vídeo chocan en un área de sinergia y sinestesia: Fusión de esencias y sentidos. Podrás ver sonidos y oír imágenes. Lugar de unión y comunión, donde cosas invisibles se hacen sensibles y hermosas. Cosas imaginarias se hacen verdaderas y espantosas… Auténtico como tu, pero perceptible sólo si miras tu propio reflejo en el espejo y vas más allá de tu reflejo, alcanzando otro lado: “Forbidden zone”